Pronto hará un año de aquel día y parece que fué ayer cuando mi pequeño empezaba el cole sin llegar a tener cumplidos ni tan siquiera los 3 años. Reconozco que lo pasé fatal pensando en como seria su adaptación ya que nunca fué a la guardería, y no por falta de necesitarla pues tuve que reducir mi jornada de trabajo para dedicarme casi por entero a el. El primer día en que mi hijo fué al cole lo recuerdo con una mezcla de alegría y de tristeza, quién ya lo ha vivido seguro que me entiende y quién no haya pasado todavía por ello quizás le interese conocer la experiencia personal de otra mamá (yo) de como se enfrentó al primer día de colegio de un niño de 3 años que nunca habia ido ni a la guarde, ni a ludoteca ni a ningún sitio parecido.

nateruak escolar colorido

Lo primero que me gustaría contar, es que es muy importante preparar psicológicamente al niño unos meses antes de comenzar el colegio por ejemplo llevándolo a conocer el centro aunque sólo sea por fuera, también contándole cosas acerca de lo que va a hacer allí haciendo hincapié en las actividades que más le gustan: dibujar, colorear, jugar con plastilina, jugar con otros niños… así no le pillará todo de sorpresa que el pobrecito bastante lleva con separarse de su mamá, papá o la persona que se haya encargado de su cuidado hasta ese momento.

Ahora retrocedo casi un año para contar el primer día de cole de mi hijo que fué mejor de lo que me esperaba. Para despertarlo le puse la canción de “The Lion Sleeps Tonight” que por aquel entonces era su favorita (ahora le vuelve loco Enrique Iglesias) y se levantó de bastante buen pie. A continuación lo aseé, le preparé el desayuno, le puse uno de sus looks más chulos y lo despedí con un beso y un fuerte abrazo porque fué mi marido el que llevó al niño en su primer día de colegio de mayores. La razón de porque no me fuí en este día tan importante? Estaba embarazada de 6 meses y tenía la lágrima floja, creo que si me hubiera ido con ellos hubiera llorado a mares al verlo entrar al cole y no quería que mi peque (que estaba de lo más ilusionado por todo lo que le había contado de lo bien que lo pasaría allí) llorara al verme. Cuando llegó mi marido estaba impaciente por que me contara como había ido y me tranquilizó bastante que me dijera que el niño habia pasado contento y que no habia derramado ni una sola lágrima (no como la llorona de su madre).

Como al principio la mayoría de los colegios tienen lo que se llama período de adaptación, el niño estuvo los primeros días solamente un par de horas en el colegio aunque a mi se me hizo eterno hasta que llego la hora de ir a recogerlo. Ahí si que me fué yo!!! Recuerdo su cara de felicidad al vernos a su padre y a mi y como nos enseñó orgulloso el trabajito que habia hecho (la silueta de sus manitas con un palito de brocheta pegado cada una para cogerlas) y que conservo guardadas como recuerdo de ese día.

Ya para terminar mi crónica de como fué el primer día de cole de 3 años de mi hijo decir que aunque empezó muy bien como yo jamás había pensado que ocurrierá pues nunca se había separado de nosotros, días después empezó a empezar a decir que no quería ir al cole, pasaba llorando e incluso su seño me decia que en clase se levantaba y se queria salir para buscarme o en el patio me llamaba… así estuvo varias semanas pero después se acostumbró a esta rutina de dejarlo allí y luego recogerlo y unido a que empezó a hacer amiguit@s todo fué a mejor.

Espero que el primer día de cole de tu peque vaya bien y si no es así tranquila, es cuestión de tiempo.